cura-cancer-2

Por qué nos enfermamos de Cáncer.

Abr 14 • MEDICINA • 3293 Views • No hay comentarios en Por qué nos enfermamos de Cáncer.

 

Sabias que en el año 1931 el científico Otto Heinrich Warburg (1883-1970) recibió el premio Nobel por su tesis: “La causa primaria y la prevención del cáncer”

 

otto-heinrich

 

Según este científico, el cáncer es la consecuencia de una alimentación antifisiologica y un estilo de vida antifisiológico…  ¿Porque?…porque una alimentación antifisiologica (dieta basada en alimentos acidificantes y sedentarismo), crea en nuestro organismo un entorno de ACIDEZ. La acidez, a su vez EXPULSA el OXIGENO de las células…

 

Warburg afirmó:  “La falta de oxígeno y la acidosis son las dos caras de una misma moneda: cuando usted tiene uno, usted tiene el otro.” ” Las substancias ácidas rechazan el oxígeno; en cambio, las substancias alcalinas atraen el oxígeno “Ó sea que en un entorno acido, si o si es un entorno sin oxigeno… y el afirmaba que : “Privar a una célula de 35% de su oxígeno durante 48 horas puede convertirlas en cancerosas.”.”Todas las células normales tienen un requisito absoluto para el oxígeno, pero las células cancerosas pueden vivir sin oxígeno – una regla sin excepción”. ” Los tejidos cancerosos son tejidos ácidos, mientras que los sanos son tejidos alcalinos.”

 

En su obra “El metabolismo de los tumores”,Warburg demostró que todas las formas de cáncer se caracterizan por dos condiciones básicas: la acidosis y la hipoxia (falta de oxígeno). También descubrió que las células cancerosas son anaerobias (no respiran oxígeno) y NO PUEDEN sobrevivir en presencia de altos niveles de oxígeno; en cambio sobreviven gracias a la GLUCOSA, siempre y cuando el entorno este libre de oxigeno… Por lo tanto, el cáncer no seria nada más que un mecanismo de defensa que tienen ciertas células del organismo para continuar con vida en un entorno acido y carente de oxigeno…

 

Resumiendo: Células sanas viven en un entorno alcalino y oxigenado, lo cual permite su normal funcionamiento. Células cancerosas viven en un ambiente extremadamente acido y carente de oxigeno

 

 

 

Antes de continuar:

 

Una vez finalizado el proceso de la digestión, los alimentos, de acuerdo a la calidad de proteínas, hidratos de carbono, grasas, minerales y vitaminas que otorgan, generaran una condición de acidez o alcalinidad al organismo.

 

El resultado acidificante o alcalinizante se mide a través de una escala llamada pH, cuyos valores se encuentran en un rango de 0 a 14, siendo el pH 7 un pHneutro. Es importante saber cómo afectan la salud los alimentos ácidos y alcalinos, ya que para que las células funcionen en forma correcta y adecuada su pH debe ser ligeramente alcalino. En una persona sana el pH de la sangre se encuentra entre 7,40 y 7,45. Tener en cuenta que si el pH sanguíneo, cayera por debajo de 7, entraríamos en un estado de coma próximo a la muerte.

 

Entonces, que tenemos que ver nosotros con todo esto? Analizando la alimentación promedio:

 

Alimentos que acidifican el organismo:

 

  • Azúcar refinada y todos sus productos (ESTE ES EL PEOR DE TODOS: no tiene ni proteínas, ni grasas, ni minerales, ni vitaminas, solo hidratos de carbono refinados que estresan al páncreas. Su pH es de 2,1, o sea altamente acidificante)
  • Carnes (todas)
  • Leche de vaca y todos sus derivados
  • Sal refinada (CONSUMIR SAL DE MAR)
  • Harina refinada y todos sus derivados (pastas, galletitas, etc.)
  • Productos de panadería (la mayoría contienen grasas saturadas, margarina, sal, azúcar y conservantes)
  • Margarinas
  • Gaseosas
  • Cafeína
  • Alcohol
  • Tabaco
  • Medicinas
  • Cualquier alimento cocinado (la cocción elimina el oxigeno y lo trasforma en ácido) inclusive las verduras cocinadas.
  • Todo lo que contenga conservantes, colorantes, aromatizantes, estabilizantes,etc.
  • Todos los alimentos envasados.

 

Constantemente la sangre se encuentra autorregulándose para no caer en acidez metabólica, de esta forma garantiza el buen funcionamiento celular, optimizando el metabolismo. El organismo debería obtener de los alimentos las bases (minerales) para neutralizar la acidez de la sangre de la metabolización, pero todos los alimentos ya citados, aportan muy poco, y en contrapartida, desmineralizan el organismo (sobre todo los refinados)

 

Hay que tener en cuenta que en el estilo de vida moderno, estos alimentos se consumen 5 veces por día los 365 días del año!!! Curiosamente todos estos alimentos nombrados, son ANTIFISIOLOGICOS!!…Nuestro organismo no esta diseñado para digerir toda esa porquería!!!

 

Alimentos Alcalinizantes:

 

  • Todas las verduras Crudas (algunas son acidas pero dentro del organismo tienen reacción alcalinizante, otras son levemente acidificantes pero consigo traen las bases necesarias para su correcto equilibrio) y crudas aportan oxigeno,cocidas no.
  • Frutas, igual que las verduras, pero por ejemplo el limón tiene un pH aproximado de 2.2, pero dentro del organismo tiene un efecto altamente alcalinizante (quizás el mas poderoso de todos). Las frutas aportan saludables cantidades de oxigeno.
  • Semillas: aparte de todos sus beneficios, son altamente alcalinizantes, como por ejemplo las almendras.
  • Cereales integrales: El único cereal integral alcalinizante es el Mijo, todos los demás son ligeramente acidificantes, pero muy saludables!..Todos deben consumirse cocidos.
  • La miel es altamente alcalinizante
  • La clorofila de las plantas (de cualquier planta) es altamente alcalinizante(sobre todo el aloe vera) EXISTE UN TRATAMIENTO A BASE DE ESTE PRODUCTO MUY SENCILLO Y ALCALINIZA EL ORGANIZMO DE FORMA INMEDIATA. EN MAXIMO DIEZ DIAS REGULA EL pH Y VUELVE A LA NORMALIDAD DE FORMA NATURAL CON LAS CONSABIDAS VENTAJAS PARA NUESTRO ORGANIZMO.
  • El agua es importantísima para el aporte de oxigeno. “La deshidratación crónica es el estresante principal del cuerpo y la raíz de la mayor parte de las enfermedades degenerativas” afirma el Dr. Feydoon Batmanghelidj.
  • El ejercicio oxigena todo tu organismo, el sedentarismo lo desgasta

 

El Doctor George w. Crile, de Cleverand, uno de los cirujanos más importantes del mundo declara abiertamente: “Todas las muertes mal llamadas naturales no son más que el punto terminal de una saturación de ácidos en el organismo” Contrario a lo anterior es totalmente imposible que un cáncer prolifere en una persona que libere su cuerpo de la acidez, nutriéndose con alimentos que produzcan reacciones metabólicas alcalinas y aumentando el consumo del agua pura; y que, a su vez, evite los alimentos que originan dicha acidez, y se cuide de los elementos tóxicos. En general el cáncer no se contagia ni se hereda…lo que se hereda son las costumbres alimenticias, ambientales y de vida que lo producen”

 

Mencken escribió: “La lucha de la vida es en contra de la retención de ácido”. “El envejecimiento, la falta de energía, el mal genio y los dolores de cabeza, enfermedades del corazón, alergias, eczemas, urticaria, asma, cálculos y arteriosclerosis no son más que la acumulación de ácidos.”

 

El Dr. Theodore A. Baroody dice en su libro “Alkalize or Die” (alcalinizar o morir): “En realidad no importa el sinnúmero de nombres de enfermedades. Lo que sí importa es que todas provienen de la misma causa básica…muchos desechos ácidos en el cuerpo!” .

 

El Dr. Robert O Young dice: “El exceso de acidificación en el organismo es la causa de todas las enfermedades degenerativas. Cuando se rompe el equilibrio y el organismo comienza a producir y almacenar más acidez y desechos tóxicos de los que puede eliminar, entonces se manifiestan diversas dolencias.Veamos de forma simplificada como un tumor, desde que se origina hasta que es apenas detectable, tarda 8 años!

 

“Conviene detenernos sobre una de las enfermedades graves que más temor genera por su virulencia y sus consecuencias: el cáncer. Si bien el tema excede el marco de esta publicación, nos referiremos al mecanismo de la génesis tumoral, a fin de mostrar la importancia de un Cuerpo Saludable en su desarrollo. Para ello utilizaremos algunos conceptos del Dr. Christopher Vasey, quien en su libro “Comprender las enfermedades graves”, realiza una didáctica explicación del fenómeno. Mucho se habla de la grave exposición a las sustancias cancerígenas, como factor desencadenante de los tumores. Sin embargo, no basta con eliminar todas las sustancias cancerígenas conocidas para estar a salvo del cáncer. Una célula normal puede convertirse en cancerosa cuando el medio se degrada por sobrecargas y carencias. En este contexto, el destino de la célula cancerosa depende totalmente del terreno, pues una célula cancerosa no se convierte automáticamente en un tumor maligno. Todo ser vivo, ya sea un microbio o una célula (cancerosa o no), sólo puede vivir en un organismo que lo acepta y le ofrece las condiciones para su desarrollo. Cuando esto ocurre, los microbios se multiplican y se genera una infección; si se trata de una célula cancerosa, su multiplicación genera un tumor. Pero cuando el terreno no ofrece las condiciones necesarias, el microbio resulta inofensivo y es destruido, mientras que la célula cancerosa también es destruida por el medio hostil.

 

“… El avance o retroceso del tumor depende de la tarea que el portador esté dispuesto a realizar sobre su terreno orgánico… Nunca es tarde para comenzar a rectificar los errores que llevaron al desarrollo del tumor. Utilizando dichos populares, podemos decir que… “siempre algo es mejor que nada” y “más vale tarde que nunca”.

 

“Si se comprende que síntomas y enfermedades no son más que la punta de un gran iceberg (la intoxicación corporal), es necesario que el paciente se haga responsable de su curación, ejerciendo su derecho natural a la plena salud”. “La mayoría de los enfermos no se responsabiliza de su estado, considerándolo un problema del terapeuta; más aún en el caso de las enfermedades graves. Normalmente se actúa como si la enfermedad fuese un ente externo que ha poseído al enfermo, a quién se lo considera víctima inocente de la mala suerte. El paciente baja los brazos y rápidamente se pone en manos de un especialista, olvidando que sólo él generó el problema y sólo él puede resolverlo, rectificando los errores. A lo sumo el terapeuta puede ayudar, recordando el camino de retorno al estado de equilibrio, pero es el afectado quién debe recorrerlo.

 

Extracto del libro “Cuerpo Saludable” de Néstor Palmetti.  ¿Y la quimioterapia?“No voy a entrar en detalles, solamente me voy a limitar a señalar lo obvio: La quimioterapia acidifica el organismo a tal extremo, que este debe recurrir a las reservas alcalinas de forma inmediata para neutralizar tanta acidez,sacrificando bases minerales (Calcio, Magnesio, Potasio) depositadas en huesos,dientes, uñas, articulaciones, uñas y cabellos. Es por ese motivo que se observa semejante degradación en las personas que reciben este tratamiento, y entre tantas otras cosas, se les cae a gran velocidad el cabello. Para el organismo no significa nada quedarse sin cabello, pero un pH acido significaría la muerte”.

 

Es necesario decir que esto no se da a conocer porque la industria del cáncer y la quimioterapia son uno de los negocios mas multimillonarios que existen hoy en día?

 

En necesario decir que la industria farmacéutica y la industria alimenticia son una sola entidad?  ¿Te das cuenta lo que significa esto?

 

Cuantos de nosotros hemos escuchado la noticia de alguien que tiene cáncer y siempre alguien dice: “y si, le puede tocar a cualquiera” A cualquiera? La ignorancia justifica, el saber condena.

Que el alimento sea tu medicina, que tu medicina sea el alimento. Hipócrates.

¿Que es un paradigma? Conjunto de creencias y valores que influyen la forma en la que una sociedad percibe la realidad, y que casi nadie osa cuestionar. Cuando este Paradigma es erróneo, se crea un espacio-tiempo lineal en donde nada cambia de verdad, se establece como verdad inmutable y la evolución se estanca. El Paradigma vigente llega a determinar nuestra percepción de la realidad, tanto que no existe una percepción neutra, objetiva, verdadera, de los fenómenos sino que la percepción se ve teñida, enmarcada, tamizada por el paradigma de turno que nos controla y dirige.

El Paradigma no sólo nos controla, sino que nos envuelve, nos define, nos delimita todo lo que percibimos, y creemos que esa es la verdad; define lo que es realidad y descalifica las demás opciones.

Los Paradigmas pueden tener vigencia durante siglos y hasta milenios sin cambio alguno, dependiendo de que se empiecen a acumular crisis que se hagan insostenibles, a menos que, los círculos de poder a los que les convenga seguir con ese mismo Paradigma, inventen soportes y otros paradigmas que sostengan al Paradigma original. Ejemplo: en la antigüedad se creía que el mundo era plano, o que el sol giraba al rededor de la tierra, y todos sabemos perfectamente lo que le sucedió al primero que se atrevió a cuestionar ese paradigma (directo a la hoguera).

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

« »